Un mes sin la cuna

Cuando la interrupción de la terapia asusta

Agosto es un mes difícil para aquellos que están siendo tratados por angustia mental. La distancia del especialista de referencia (psiquiatra o psicoterapeuta), y en particular su posible “no localizable” por teléfono, es percibida por los que sufren como una pérdida transitoria pero desestabilizadora, con una sensación de miedo, pérdida y a veces abandono. Un momento, entre otras cosas, en el que la imposibilidad de vivir unas vacaciones o una pausa laboral “como todos los demás” aumenta la sensación de soledad y frustración. Todo esto puede conducir a un aumento o exacerbación de las molestias, que si no se abordan adecuadamente pueden comprometer el camino terapéutico.

He aquí una pequeña guía para no tomar decisiones imprudentes y contraproducentes

Cómo se siente

  • Se piensa que no tendrán éxito sin el apoyo del psicoterapeuta, resultando en fragilidad, inseguridad y/o depresión.
  • Un evento desagradable o emocionalmente intenso puede desencadenar una crisis que es difícil de controlar.
  • Un especialista que no está disponible por teléfono desencadena el trastorno de ansiedad o pánico.

Qué hacer

  • Describe tus sentimientos
    Reporte en un diario, como si estuviera hablando con el terapeuta, sus momentos de incomodidad e inseguridad, pero también los de alegría. A través de este interlocutor imaginario activarás tu parte sana y sanadora. Además, lo que escriba será material importante para las próximas sesiones
  • Vivirlo como una oportunidad
    El destacamento es una excelente oportunidad para intentar “hacerlo por ti mismo”, para aprovechar sus recursos internos sin mediación externa. El malestar general no siempre empeora. Y puedes salir más fuerte.
  • Pida ayuda cuando la necesite
    Si ve que la situación empeora visiblemente, llame al terapeuta, a quien debería tener una referencia para emergencias. Si no puede, vaya al médico de cabecera. Considere el uso de remedios naturales antes de usar cualquier medicamento psicotrópico de emergencia (si es posible, evítelos).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *